El amargo don de la belleza.

charlize-theron-hot-monster-comparison

Parafraseando a una buena amiga mía, hoy quería hablar de las dos caras de ser atractivo (aunque lo escrito no lo puedo comprobar en primera persona).

Es cierto que el aspecto físico abre gran cantidad de puertas, pero a algunas otras les pone un candado  difícilmente franqueable. Que una actriz atractiva consiga el mismo reconocimiento que otra que no lo es tanto teniendo el mismo talento es harto complicado. A no ser, claro, que protagonicen un papel cuya caracterización la haga parecer otra mujer mucho más horrible. Tal es el caso de Charlize Theron, Halle Berry e incluso Nicole Kidman. Y en el mundo de “a pie”, ser muy guapo suscita buena cantidad de envidias ( la experiencia nos demuestra que más aun en el sector femenino) y hace más complicado el caer bien a primera vista. Si además esa persona es inteligente y agradable…peor. Tenemos asociada la idea de que la belleza lleva consigo la prepotencia, que alguien guapo se cree guapo y es altivo y poco humilde, porque “¿ que posibilidad tengo yo si a mi lado hay alguien casi perfecto?”.

Pero ¿que esperamos de una sociedad que ha crecido bajo la influencia de Disney, por ejemplo?

Las generaciones que crecieron bajo el bello influjo de las princesas de la famosa factoría tienen claro que en esta vida lo importante es ser guapa. Y punto. El, para nosotros, mejor personaje creado por Walt, Úrsula de “La Sirenita” le canta a Ariel una gran canción en cuya letra encontramos perlas como “no olvides que tan solo tu belleza es más que suficiente. Los hombres no te buscan si les hablas, no creo que los quieras aburrir, ahí arriba es preferido que las damas no conversen a no ser que no te quieran divertir…admirada tu serás si callada siempre estás”. Ahí es nada. “La Bella y la bestia” contraatacó haciéndonos creer que pensaban en serio que la belleza estaba en el interior, hasta que vimos a Bestia retrasformado en un apuesto príncipe rubio. Que casualidad ¿no?. Pocahontas, una india para cuya creación se inspiraron en Naomi Campbel lucha por el amor de un ingles que no se parece a Benny Hill, no, la inspiración vino de juntar a Tom Cruise con Brad Pitt (que cosas).

pocahontas_4

Pero no solo Walt  hace apología de la belleza, no. ¿Quién no ha oído hablar del “patito feo”? Ese pobre pato solo consigue el respeto y cariño de su familia y amigos cuando se transforma en un hermoso ejemplar de su especie. No cuando gana el nobel, o funda una asociación de ayuda a patos drogodependientes, no, hay que ser guapo.

Hoy en día rara es la serie para jóvenes que no tiene protagonistas con cierto atractivo (bueno, hoy en día y en “sensación de vivir”, que la pobre Andrea era muy lista, pero eso no servía para ligarse a Brandon, Kelly estaba más buena).

No es que pensemos que la belleza no sea importante, claro que lo es, y más en una sociedad como en la que vivimos, pero, como siempre, pensamos que ciertos círculos, cierta gente, sobre todo si tienen contacto directo con la moldeable mente de un niño, deberían medir sus “enseñanzas”, que todo queda grabado. O si no, ¿por qué hay tanta tonta pensando que algún día vendrá su maldito príncipe azul, se amarán y todo será perfecto? No será príncipe, ni siquiera será guapo y ¿perfecto? tendrán  problemas de dinero, de cama, con la familia, de salud…

Antes de irnos, os cuento un secreto: Caperucita, la niña regordeta perseguida por un lobo ahora es soltera y hace dieta, se rompió la nariz un día al caerse contra el suelo llevándole comida a su abuela (antes de llevársela a vivir con ella a la ciudad porque anda que no vivía lejos la señora) y las últimas noticias son que es dueña de una constructora a punto de quebrar. Pero con todo eso, es mucho más feliz que Ariel, que si, esta con el príncipe de sus sueños, pero desde que salió tiene pánico al agua y hace  20 años que no ve a su padre, sus 6 hermanas ( ¿donde estaba la madre?) , al cangrejo y  al pez homosexual.

~ por emancipationdaily en 2 marzo 2009.

3 comentarios to “El amargo don de la belleza.”

  1. muy acertado el texto, sobre todo el final incoherente de la bella y la bestia, si pretendían q fuera belleza interior q viviera siempre como bestia no te jode!
    tb muy acertada la foto de charlice, ay oma!

  2. excelente

  3. creo que tienes toda la razon.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: